Navidad 2013

jueves, 19 de diciembre de 2013


Read more...

Magnicidios de Presidentes de Gobierno

jueves, 12 de diciembre de 2013

Foto ABC de los cinco presidentes de Gobierno muertos en atentado

El próximo 20 de Diciembre se cumplen los cuarenta años del atentado que costó la vida al Almirante Luis Carrero Blanco, Presidente del Gobierno. Con él, en poco mas de cien años, han asesinados cinco presidentes de gobierno de España, Prim, Cánovas, Canalejas y Dato. Es evidente que las escasas medidas de seguridad que tenían, favorecieron la realización del magnicidio. La cifra de cinco no es baladí y aún podría ser mayor sí se hubieran consumado alguno de los dos que sufrió Maura.

Aquí solo se va a tratar de recordar tales hechos y vamos obviar todo comentario sobre su trayectoria política, pues a pesar del mucho tiempo transcurrido, siguen despertando simpatía en unos y rechazo en otros.

El hecho de ser Madrid, la capital de España, sede del Gobierno y de numerosos estamentos oficiales, cada vez en mayor número, origina históricamente que la ciudad sea el lugar de estancia y concentración de individuos dedicados a la política, cifra que hoy sigue en aumento, de ahí que el asesinato de cuatro de ellos fuera en Madrid, lugar de residencia habitual de los presidentes de Gobierno.

oOoOo

Juan Prim pintado por Luis Madrazo

Juan Prim y Prats (Reus 6 de Diciembre de 1814 – Madrid 30 de Diciembre de 1870).

El 27 de Diciembre de 1870, el general Prim salió anochecido del Palacio del Congreso para dirigirse a su residencia, el Palacio de Buenavista. Era un día crudo de invierno, nevado, y yendo por la calle del Turco, hoy del Marqués de Cubas, dos carruajes cerca de la desembocadura en la de Alcalá, obstaculizaron el paso del suyo, sistema utilizado ahora, lamentablemente, en muchos de los atentados con coche bomba. Al llegar a su altura, aparecieron en ese momento unos hombres armados, salidos al parecer de una taberna, y empezaron a hacer fuego, hiriéndole.

Representación del atentado a Prim por La Ilustración Española y Americana

Llegó a su residencia por su propio pie muriendo a los tres días. El atentado siempre fue un misterio sin resolver, aunque había muchos indicios de quienes habían planeado el complot, pues se estableció una cortina de silencio que impidió descifrarlo, con ocultación y posterior desaparición de información esencial.

Lápida recientemente colocada en el lugar del atentando a Prim

Siempre hubo investigadores interesados en descubrir la verdad, y por fin, en 2012, con la exhumación del cadáver, se supieron detalles de la conspiración arrojando el resultado sorprendente de que era falsa la versión oficial divulgada hasta entonces de que había muerto por las heridas de los disparos de trabuco, pues no eran mortales, pero en cambio se descubrió que había sido estrangulado por personas de su entorno al ver que el atentado no había dado el resultado esperado por los conspiradores.

Coche en el que iba Prim

Es famosa la pronunciación en un discurso de los tres jamases, muy significativos de su forma última de actuación.

Monumento a Prim en Reus, su ciudad natal. Foto www.enredando.info

oOoOo

Antonio Cánovas del Castillo

Antonio Cánovas del Castillo (Málaga 8 de Febrero de 1828 – Mondragón 8 de Agosto de 1897).

En el balneario de Santa Águeda, situado en el término municipal de Mondragón, estaba Cánovas del Castillo “tomando las aguas” como se decía entonces, haciendo un descanso antes de continuar viaje a San Sebastián para departir con la Reina Regente, María Cristina, enamorada de la ciudad donostiarra.

Recreación de la prensa de cómo fue el atentado a Cánovas

Estaba leyendo un periódico, esperando a su esposa para ir a comer, cuando un anarquista, hospedado en el balneario como corresponsal de prensa italiano, se acercó por detrás y le disparó varias veces, muriendo una hora después.

Balneario de Santa Águeda

A raíz de este suceso, la selecta clientela que frecuentaba este tipo de instalaciones, dejó de acudir a este balneario y el edificio hubo de transformarse en Hospital Psiquiátrico.

Cánovas del Castillo, vivía en 1888 en la calle de Fuencarral, entre la Red de San Luis y la calle Infantas. En ese año sufrió un “escrache”, muy de moda actualmente, cuando los mayorales del Tranvía del Norte, pitaban desaforadamente como protesta al pasar por delante de su casa, acto visto por la prensa con “división de opiniones” en base a su línea editorial.

Plaza de Cánovas del Castillo, mas conocida por Neptuno

oOoOo

José Canalejas

José Canalejas Méndez (Ferrol 31 de Julio de 1854 – Madrid 12 de Noviembre de 1912).

En la mañana del 12 de Noviembre, José Canalejas decidió ir andando desde su casa en la calle Huertas hasta el Ministerio de la Gobernación donde tenía convocado un Consejo de Ministros.

Recreación periodística del momento del atentado

Al llegar a la Puerta del Sol, y antes de cruzar Carretas, se detuvo a ojear el escaparate de libros de la desaparecida Librería San Martín, en la Puerta del Sol, casi esquina a Carretas, momento en que se le acercó un anarquista que le disparó varias veces por detrás, muriendo muy poco después, antes de llegar al contiguo Ministerio de la Gobernación, hoy sede la Presidencia de la Comunidad de Madrid. El ejecutor corrió igual suerte, pues inmediatamente fue acorralado y con la misma pistola se suicidó.

Tumulto en el lugar del atentado a Canalejas, en la librería San Martín

El edificio ante el que sucedió el magnicidio, fue, no hace muchos años, construido de nuevo pero manteniendo su fachada y conservando la lápida que recuerda este hecho. La librería desapareció en 1995.

Plaza de Canalejas, próxima a la Puerta del Sol. Foto Memoria de Madrid

oOoOo

Eduardo Dato

Eduardo Dato Iradier (La Coruña 12 de Agosto de 1856 – Madrid 8 de Marzo de 1921).

En la tarde del día 8 de Marzo, Eduardo Dato salió del Palacio del Senado para dirigirse a su casa, sita en la calle de Lagasca casi esquina a Alcalá. A partir de Cibeles se puso cerca del coche oficial una moto con sidecar ocupada por tres anarquistas, y al llegar a la Puerta de Alcalá, entre las calles de Olózaga y Serrano, dispararon repetidamente sobre él muriendo en el acto. Recordemos que en ese año todavía se circulaba en Madrid por la izquierda.

Coche en el que iba Eduardo Dato

La realización del atentado se vió favorecida por tenerse que detener o aminorar la marcha el coche oficial para dejar pasar a un vehículo, sin especificar el tipo, que venía por la calle de Serrano, aunque algunas fuentes han citado que se trataba de un tranvía, línea cuyo recorrido se ha detallado en este artículo.

Antiguo Paseo del Cisne, ahora Paseo de Eduardo Dato. Foto Memoria de Madrid

oOoOo

Luis Carrero Blanco con uniforme de Almirante

Luis Carrero Blanco (Santoña 4 de Marzo de 1904 – Madrid 20 de Diciembre de 1973).

Asesinado por ETA en la calle Claudio Coello al explosionar al paso de su vehículo la bomba alojada en un túnel bajo la calzada.

Socavón producido en la calle Claudio Coello por la explosión de la bomba

Es una historia reciente, objeto de múltiples controversias, por lo que no vamos a entrar en detalles. No obstante, el atentado marcó un antes y un después en las medidas de seguridad, pues de ese momento se eliminaron los recorridos y horarios fijos, habituales hasta entonces en todos los desplazamientos de autoridades, a la par que se potenciaron los blindajes de los vehículos.

Coche en el que iba Carrero Blanco. Foto ABC

A raíz del atentado en 1995 contra José María Aznar, entonces solo máximo dirigente del principal partido de la oposición, el blindaje de coches se amplió a cargos de gobierno de segundo nivel y a políticos que carecían de esta seguridad.

Lápida colocada al año siguiente del atentado
-.-.-
Epílogo
Numerosas son las biografías publicadas que hay sobre estos cinco presidentes de Gobierno, y en ellas, algunas con filia y otras con fobia, se puede ahondar en su trayectoria política. Aquí solo hemos tratado de dar una pincelada de su trágico final sin profundizar en los detalles.

Autor José Manuel Seseña

En el blog Historias Matritenses participa y colabora Ricardo Márquez

Read more...

Qué tiempos aquellos - Los Guateques

jueves, 5 de diciembre de 2013


La palabra “Guateque”, en desuso hoy en día, era sinónimo de fiesta. ¿Qué joven de los años 60-70 no ha practicado este tipo de diversión?. Había otro nombre mas familiar para definir estos encuentros entre amigos “Reunión”, que venía a ser lo mismo, el guateque o reunión, no era ni mas ni menos, que la concentración de amigos/as en un lugar determinado, donde pasar la tarde en armonía.


Podríamos catalogar dos formas distintas de celebrar un guateque, los que celebraban las clases pudientes, y los que celebraban las clases medias, y bajas (en esta última se encontraba el que suscribe). Los guateques que celebraban los/as señoritos/as, solían festejarse en los jardines de los chalets, en los que no faltaba su correspondiente catering, pinchos variados, frituras, medianoches, etc, etc. Asimismo las bebidas eran por descontado de marca, pasteles al finalizar la velada, e incluso en muchos casos chapuzón en la piscina, fuera la hora que fuera.


Me gustaría centrar este relato en el tipo de guateque que celebrábamos nosotros, que por otro lado tengo que decir que son los que realmente conozco, nunca he tenido la oportunidad de ser invitado a ningún guateque de alta alcurnia.

Los guateques que celebrábamos nosotros (desde ahora reunión) eran distintos. Para empezar, el punto de encuentro solía ser la casa de alguno que tuviera patio o jardín, o en algunas ocasiones, eran en un garaje o local que se dispusiera. Por esos años abundaban las “pandas” de amigos/as, y a la edad de 14-15-16 años, no te permitían la entrada en ningún local publico (ahora hay locales especiales para esta edad). La forma de expandirse a los que les gustaba el baile era haciendo esas reuniones caseras. Por otro lado nuestros padres no veían mal este tipo de reuniones por lo que, salvo excepciones, permitían hacerlas en su casa.

El ambiente de estas reuniones variaba dependiendo de la época del año, si era verano y se disponía de lugar apropiado, es decir, un patio emparrado, o si era invierno, y se tenía que hacer en un lugar cerrado, de una u otra forma los preparativos serían más o menos como siguen.


Lo esencial era disponer de un tocadiscos, y como es lógico de discos, siempre había algún miembro de la pandilla que tuviera, los discos se aportaban entre unos y otros, pues siempre había preferencias. Por la mañana había que dejar preparado todo, el tocadiscos en su lugar y el altavoz, que solía ser la tapa del tocadiscos, colgado en cualquier lugar. Si procedía se barría y regaba el lugar. Ahora había que preparar el catering, este solía ser modesto, se hacia una recolecta (solo los varones), entre los que fuéramos a acudir a la reunión, aunque siempre había algún invitado de gorra. Nos procurábamos de un barreño de zinc y preparábamos la clásica limonada, vino tinto o blanco, gaseosa, frutas variadas, azúcar, y un “pelín” de canela, !no fuera a ser qué...!, Una vez preparada se traía medía o una barra de hielo, se picaba en trozos, se vertía en la limonada y se tapaba con un saco. La “mandunga” consistía en patatas fritas, panchitos, aceitunas,.... en fin, frutos secos variados.


Pasábamos una tarde de lo más agradable, sin necesidad de grandes parafernalias. Al principio cuando el barreño estaba lleno, música de Los Sírex, Los Diablos, Los Brincos, Los Pekenikes, Formula V, Los Bravos, etc,etc. Cuando empezaba a caer la tarde, y al barreño se le notaba el bajón, música del Dúo Dinámico, Karina, Rafael, Juan Manuel Serrat, Mari Trini, Connie Francis, Salvatore Adamo, por poner algunos.


Finalizada la reunión, aproximadamente sobre las nueve, o nueve y media en verano, tocaba al o a los organizadores de la reunión recoger el cotarro, pues si no, te amenazaban con que era la última vez, había quién ligaba y acompañaba a la chavala a casa, y los demás en pandilla, cada mochuelo a su olivo.

Al principio del relato, al referirme a la edad contemplaba esos 14-15-16 años, que era esa edad de la adolescencia, en la que nos queremos hacer mayores antes de tiempo. Hoy en día esa etapa comienza a los 12, y por desgracia este tipo de diversiones en pandilla no se producen, ¡¡ cuantas parejitas se han formado en estas reuniones !!.
-.-.-

Autor: Pedro Gómez

En este blog también colaboran: José Manuel Seseña y Ricardo Márquez.

Fuente de las fotos: Aranjuez.olx.es, Archivoexperiencia.es, Elguatequeradio.wordpress.com, Guateque.net y Lacocinadealimerka.com.

Read more...

Aviso a los lectores

El contenido de este blog es renovado regularmente con nuevos artículos. También son revisados y puestos al día artículos ya publicados, por lo que si en algún momento, usted lector, quiere aportar algún dato será añadido lo antes posible. Sin la colaboración de todos esto no sería viable.

Aviso a los lectores

Este blog solo tiene intención de divulgar los temas en él tratados entre un público afín a los mismos, siendo únicamente de caracter cultural y sin ningún ánimo de lucro.

La mayor parte de la información se encuentra en Internet, y cuando ha sido directamente extraída de algún libro o foto con registro, se menciona explícitamente . Si hemos obtenido la autorización correspondiente estará marcando el elemento con ®, siendo la autorización de utilización únicamente para este blog. Si desean copiar estos elementos tendrán que pedir la autorización al propietario de los mismos.

Si considera que algo de lo expuesto en este blog menoscaba su propiedad intelectual, no dude en ponerse en contacto con nosotros para solventar el problema lo antes posible.

  © Blogger template Noblarum by Ourblogtemplates.com 2009

Ir arriba